Comisión Intereclesial de Justicia y Paz

Lunes, mayo 22 de 2017
 

Perla Amazónica

Comunicado público Zona de Reserva Campesina del corregimiento Perla Amazónica

Domingo 22 de mayo de 2011

2 | |

Las comunidades campesinas que conforman La Zona de Reserva Campesina del corregimiento Perla Amazónica, denuncian el desplazamiento de 36 familias de las veredas La Frontera y La Piña,la activación de una bomba anti persona a un campesino y los excesos de fuerza por por parte de Brigada Móvil 13.

Puerto Asís, mayo 21 de 2011

Las comunidades campesinas que conforman La Zona de Reserva Campesina del corregimiento Perla Amazónica, representadas en la Asociación de Desarrollo Integral Sostenible Perla Amazónica - ADISPA, del municipio de Puerto Asís, departamento del Putumayo; denuncian públicamente ante la comunidad nacional e internacional cómo la agudización del conflicto armado interno en la región ha generado el desplazamiento de 36 familias de las veredas La Frontera y La Piña, la activación de una mina anti persona que generó daños irreparables a la integridad del campesino ALEXANDER TREJOS RAMIREZ, y los excesos de fuerza cometidos por unidades militares de la Brigada Móvil 13; hechos que a continuación se relatan:

Mayo 6 de 2011. Militares de la Brigada Móvil 13, llegan a la vereda La Frontera, ocupando y usando viviendas del caserío como trincheras; algunos de los militares se encontraban drogados, situación que generó miedo entre las familias campesinas.


Mayo 7 de 2011
. Hacia las 10:00 a.m. en el caserío La Frontera, la guerrilla de las FARC – EP hostigó al ejército, se escucharon durante varios minutos disparos en medio de la vegetación.

Mayo 9 de 2011. Después de las 10:00 a.m. sobrevuela en la vereda La Frontera un helicóptero artillado desde el que se descargaron provisiones; cuando estaba despegando desde éste se rafaguearon el área de manera indiscriminada; luego algunos militares dispararon con morteros desde las viviendas, dos de los morteros cayeron al suelo sin detonar, y otros cayeron cerca de las viviendas.

Miembros de la comunidad pidieron a los militares que quitaran esos artefactos; sin embargo no lo hicieron ya que entre ellos decían “Hay que dejarlos y pasarlos por minas, hemos botado mucha bala y no hay ningún resultado”.

Líderes de la comunidad, a pesar de los disparos buscaron un militar al mando para reclamar por esta situación, a lo que el cabo Jaramillo respondió que “Ante cualquier disparo de una escopeta, tenemos orden de vomitar el plomo que queramos, así se dan cuenta con quién se están metiendo” Estos hechos obligaron a las familias a permanecer en sus viviendas y no salir de ellas por temor.

Mayo 11 de 2011. Pasadas las 5:00 p.m. entre las veredas La Frontera y La Piña, se escucharon de nuevo disparos y fuertes detonaciones cerca de las casas y zonas de reserva; debido al pánico que esta situación generó, huyeron de sus viviendas 8 familias de la vereda La Frontera y 2 familias de la vereda La Piña, desplazándose hacia el lugar conocido como la Bocana del caserío La Piña; así mismo, en la vereda La Frontera quedaron 14 familias, las cuales se ubicaron alrededor de la escuela; las familias, buscando protección a sus vidas declararon estos lugares en donde se refugiaron como ESPACIO TEMPORAL HUMANITARIO, como previamente han acordado las comunidades de la Perla Amazónica ante la agudización del conflicto, como medida para salvaguardar sus vidas e integridad, exigiendo a los actores en confrontación respeto al derecho internacional de los derechos humanos, y buscando además el no desplazamiento hacia el casco urbano.

Mayo 12 de 2011. En horas de la mañana llegaron al lugar de refugio seis familias más del caserío La Piña. Esta situación se pone en conocimiento de la Defensoría del Pueblo, la Personería, el CICR, y demás organismos de derechos humanos.

Mayo 14 de 2011. Visita el ESPACIO TEMPORAL HUMANITARIO el Comité Local de Atención a la Población Desplazada; las familias allí concentradas relatan la situación que se presenta en la región, expusieron sus necesidades, y solicitan al Comité que el ejército debe alejarse de sus viviendas, escuelas y demás lugares que contempla el derecho humanitario, para que sus vidas no queden en medio de la confrontación; ante esta solicitud los funcionarios del Comité respondieron que esto sería imposible y que era probable que enviaran más ejercito para la seguridad de las comunidades.

Allí mismo, se denuncia que a las familias concentradas en el sector de la escuela de La Frontera, el ejército les retuvo en medio del camino y no permitió que llegaran al lugar de concentración.

Mayo 16 de 2011. Lamentablemente a las 2:30 p.m., en la vereda La Frontera, el campesino ALEXANDER TREJOS RAMÍREZ, quien había salido en busca de alimentos, pisó un artefacto explosivo, el cual le comprometió la pierna derecha, presenta quemadura en el brazo izquierdo, los ojos, el pecho y abdomen. Fue conducido lo más pronto posible hasta La Bocana de La Piña en donde se encontraba una misión médica del Hospital de Puerto Asís quien de inmediato le prestó la atención básica para ser trasladado de inmediato al hospital. A partir de esta situación, se desplazaron más familias de los caseríos La Frontera y La Piña, llegando a 36 el número de familias desplazadas y refugiadas.

Mayo 17 de 2011. Ante la gravedad de las lesiones el personal médico ordena la remisión de Alexander a un hospital de tercer nivel; desafortunadamente los vicios administrativos retardaron 36 horas su traslado al Hospital Departamental de Pasto, traslado que fue posible por la presión que se hizo sobre las secretarías de Salud departamental y municipal, y que dejan en evidencia la falta de voluntad política de los gobernantes y autoridades locales para solucionar los problemas fundamentales de la población putumayense.

Mayo 18 de 2011. En horas de la mañana se da el ingreso de Alexander al Hospital Departamental de Pasto, en donde se reconoce la necesidad de una valoración e intervención oftalmológica debido al ingreso de una esquirla en uno de sus ojos; por tanto, se hizo necesaria la remisión a una unidad médica especializada en la ciudad de Cali, distante a 8 horas de Pasto; tristemente la negligencia de la administración municipal de Puerto Asís se hizo visible una vez más, ya que hacia las 6:00 p.m. no había resuelto un requerimiento por parte del Hospital Departamental de Pasto para poder remitirlo a Cali.

Mayo 19 de 2011. A pesar de los hechos denunciados y del riesgo ocasionado por la fuerza pública, un grupo de 87 militares llega a la escuela de vereda La Piña; las familias de la parte alta del caserío, ante esta situación y teniendo en cuenta los hechos antes mencionados, se vieron obligadas a estar confinadas en sus viviendas.


Mayo 20 de 2011.
En horas de la mañana las familias refugiadas reciben la visita de Acción Social, Defensoría del Pueblo, Personería Municipal y un funcionario de la Alcaldía Municipal; nuevamente las familias solicitan que el ejército respete los principios del derecho internacional de los derechos humanos, a lo que les responden que “el ejército no desplaza”; además se puso en duda la condición de desplazamiento de algunas familias. Con esta visita Acción Social entregó parte de la Atención Humanitaria de Emergencia, sin embargo solicitud de las comunidades no fue respondida.

Denunciamos públicamente estos hechos, ya que se está poniendo en riesgo nuestras apuestas por la protección de la biodiversidad, nuestra permanencia en el territorio y el respeto a nuestros derechos fundamentales que tenemos como población campesina organizada de La Zona de Reserva Campesina del corregimiento Perla Amazónica, representada en la Asociación de Desarrollo Integral Sostenible Perla Amazónica – ADISPA, desde donde participamos en la Mesa Departamental de Organizaciones Sociales, Indígenas y Campesinas.

Asociación de Desarrollo Integral Sostenible Perla Amazónica
ADISPA
TEMPORAL HUMANITARIO,

 
Dirección: Carrera 37A No 25B-42, Bogotá D.C. Colombia Telefax: (57-1) 2687179 / 2687161
 
Desarrollado por Atarraya