Comisión Intereclesial de Justicia y Paz

Viernes, diciembre 15 de 2017
 

Informes

Se profundiza control de AGC en Cacarica

Cacarica, Chocó

Jueves 3 de agosto de 2017, por Comisión Intereclesial de Justicia y Paz

2 | |

Hoy se confirmó que las autodenominadas “Autodefensas Gaitanistas de Colombia”, instalaron un nuevo punto permanente de control entre el sitio conocido como La Tapa y la comunidad de El Limón, dentro del territorio colectivo de Cacarica.

Ocho irregulares de las AGC son los encargados de controlar y ejercer presión en este nuevo “Punto”.

En medio de la presencia permanente del batallón fluvial de infantería de marina Nº 16, es cada vez más evidente la presencia permanente en el “Punto” ubicado en el caserío de Travesía.

Con este nuevo “Punto” permanente de control las AGC han copado el 65% del territorio, ubicándose en 15 de las 23 comunidades que integran el territorio colectivo de Cacarica.

Dentro de la estrategia de control social del territorio colectivo de Cacarica, las AGC han vinculado a lugareños, niños y jóvenes como puntos, informantes o campaneros; situación que además de generar miedos profundos en las comunidades, socavando las posibilidades de denuncia y generando fragmentación del tejido social y asociativo dentro del territorio colectivo.

Los temores en las comunidades son profundos, ésta presencia mina la libre movilidad, limitada su libertad de expresión y el crecimiento de una propuesta económica que socava su autodeterminación.

En lo que va corrido de 2017 nuestra Comisión de manera reiterada ha denunciado la presencia y control de las "Autodefensas Gaitanistas de Colombia". Ya son 8 meses desde el desarrollo del control social territorial en Cacarica, luego de más de 10 años de operaciones de tipo paramilitar en el entorno del territorio colectivo.

Ninguna respuesta eficaz se ha recibido del Estado.

Bogotá, D.C., agosto 3 de 2017
Comisión Intereclesial de Justicia y Paz

 
Dirección: Carrera 37A No 25B-42, Bogotá D.C. Colombia Telefax: (57-1) 2687179 / 2687161
 
Desarrollado por Atarraya